EL TRÁFICO DE ARMAS EN MORELOS

CINTARAZOS
Guillermo Cinta Flores
Agosto 14 de 2019

La Agencia de Noticias Breitbart (EUA), en su edición del 2 de agosto de 2018, publicó una extensa investigación sobre la red de contrabando de armas provenientes de los Estados Unidos con destino al barrio bravo de Tepito, Ciudad de México. Esa zona, según dicho medio de comunicación, era el epicentro para la distribución de armamento vendido a determinados cárteles del narcotráfico. Todo apunta a que la situación no ha cambiado, pues en ese gigantesco espacio abundan los grupos criminales que se lo disputan como un gran mercado para la venta de droga, armas y cualquier cantidad de productos apócrifos, para que desde ahí puedan alcanzar más demarcaciones de la capital mexicana.

Según Breitbart, una organización criminal que opera en Tepito -dedicada principalmente al contrabando de armas desde los Estados Unidos hacia la capital del país- estaría pagando una cuota a los cárteles de estados fronterizos para proteger los envíos.

Los contrabandistas pagan a los cárteles tan pronto como los envíos cruzan desde Texas hacia México por el derecho de cruzar sus armas de forma segura por el territorio nacional hasta el barrio de Tepito.

Una vez que las armas llegan a Tepito se venden a los distintos cárteles del narcotráfico que operan principalmente en el centro y sur del país, según detalla la investigación.

De acuerdo a fuentes citadas por Breitbart, una de las líneas de investigación que siguen las autoridades mexicanas apunta a que uno de los principales compradores de armas de los contrabandistas en Tepito sería el Cartel Jalisco Nueva Generación, insertado entre los grupos delictivos más peligrosos y con mayor presencia en México, cuyos tentáculos se han movido en tiempos recientes hacia Morelos y otros estados de la zona centro del país. Ni qué decir sobre las rutas hacia el sur.

Sin embargo, todo lo antes escrito no es nuevo. A ello nos referimos el 27 de marzo de 2010, cuando El Universal publicó un reporte actualizado por la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF) del gobierno de Estados Unidos, la cual había rastreado el tráfico ilegal de casi 15 mil piezas de armamento entre 2005 y 2009 en los cuatro estados fronterizos con México. Algunas fueron adquiridas hasta en 500 dólares cada una por cárteles mexicanos.

Asimismo, a México penetran armas fabricadas en Alemania, Francia, Italia y Japón, pero predominan los cargamentos de armamento manufacturado en Estados Unidos. El producto estadounidense cruza por cualquier lugar de la frontera común. Entra todo tipo de armamento, desde pistolas calibre 22 hasta lanzagranadas.

El tráfico de armas en la zona centro de la República no puede desligarse del comercio internacional de armamento. De las armas decomisadas por el gobierno de Ciudad de México en la segunda mitad de 2015, un 70 por ciento fue usado para asaltar transeúntes o automovilistas. Fueron revólveres o pistolas de bolsillo, marcas Pietro Beretta, Smith and Wesson, Taurus, Magnum, Ruger, Colt, Browing, Gabilondo, Olimpic y Lugger Bellun, entre otras.

Es importante subrayar que el tráfico también se extiende hacia las entidades circunvecinas de la capital mexicana.

¿Cuántas llegaron y se quedaron en Morelos? ¿Qué influencia ha tenido el barrio bravo de Tepito para exacerbar el clima de inseguridad en nuestra entidad? ¿Qué nos depara el futuro? Son preguntas que se hacen a diario los atemorizados ciudadanos.

loading...

(Visited 79 times, 1 visits today)

Comentarios en Facebook